3460 14th St NW, Washington, D.C., 20010, United States
Estimado señor presidente electo: ¿Por qué se enoja?

He leído el día de hoy, con sorpresa, una noticia del diario El Universal de México, en el que se menciona que usted se molestó durante una entrevista que le hacía una periodista de éste medio.

¡Empezamos muy mal! Este medio mexicano lo describe como enfadado e incómodo cuando usted interrumpe una entrevista al preguntarle su opinión sobre las políticas inmigratorias de Trump, la crisis política en Venezuela, la situación política de Cuba y la guerra contra el narcotráfico.

Primero que todo yo esperaría que el presidente de mi país tenga una opinión formada sobre éstos temas de política internacional y no logro entender por qué no hacer éstas declaraciones a un medio internacional.

Según la periodista, usted adujo que solo tenía unos días como presidente electo y que estaba concentrado en la política interna, si me permite darle un humilde consejo por favor no busque al Presidente del Banco Central siguiendo ese mismo criterio para que después nos vaya a decir que estamos al borde de la quiebra por que estaba centrado en la economía interna y no vio factores externos como la subida de los precios del petróleo o las tasas de interés internacionales.

Yo espero de un presidente y más de un periodista, como lo es usted, mucha más apertura y transparencia, los temas de interés interamericano a los que hacía referencia la periodista mexicana me parecen sumamente importantes como para que usted se los quiera reservar.

Parece ser que voy entendiendo por qué rechazó la invitación del presidente Solís a que lo acompañara a la Cumbre de las Américas en Perú, me imagino que aún no estaba preparado para hablar de política internacional con sus futuros colegas.
Solo espero que en los próximos días se pueda usted ir preparando mejor y que haya sido la ignorancia la razón del exabrupto a éste medio mexicano y no otras razones de fondo más temibles como el apoyo a un gobierno bolivariano, o que rechaza la Alianza del Pacífico para unirse al ALBA.

P.D.: Me va a disculpar que durante la anterior opinión haya escrito la palabra “presidente” con “p” minúscula, pero es que ésa mayúscula se tiene que ir ganando con el mérito y no solo con el puesto.

Comentarios de Facebook

Leave a comment